Por encima de las tendencias  está nuestro propio estilo que cada persona tiene que anteponer a la hora de vestirse. 

Está de moda  la desigualdad, muy  pronunciada, entre el largo del delantero y del trasero en  vestidos y faldas, pero no siempre nos vemos bien.

Para adaptar a nuestro gusto una prenda de vestir ya confeccionada, el menos también es más en cuanto a la modificación del diseño inicial.

En el caso de este vestido comprado en Fastuk, se acortó siguiendo la misma línea curva que ya tenía, dejando un poco más de largada en  la parte trasera para mantener la asimetría.

Sea cual sea tu nivel de costura, es conveniente no saltarnos pasos para que quede perfecto, como hace nuestra colaboradora María J.

Puedes verlo abriendo la secuencia de la  galería en orden .

 

  • Mide bien el área a recortar
  • Confecciona un patrón-guía para seguir con las tijeras
  • Hilvánalo antes de coser a máquina
  • Recuerda que en costura la plancha es imprescindible 

Deja una Respuesta