A todos nos ha ocurrido que la forma de una camiseta, vestido o cualquier pieza de ropa, nos gusta y la imaginamos en otro tejido o color. Para variar o, como en este caso, para convertirla de camiseta de estar por casa, añadiéndole unos centímetros de largada, en un vestido. El resultado fue muy bueno. Al escote se le añadió un sobrepuesto de tela efecto collar-foulard ( que podía descoserse para que el vestido quedara con escote redondo igual que la muestra).

El patrón se tomó de esta sencilla camiseta.

La tela muy colorida y veraniega no podía favorecer más. Nos lo confeccionaron en Blanes, Ana Modistas

Deja una Respuesta